Como mejorar la productividad a partir de una mejor distribución de los ambientes de oficina (parte 1)

Línea ARVY, ofrece un completo mobiliario para crear verdaderos ambientes de motivación.

Muchas veces cuando se instala una oficina el criterio para la elección del mobiliario obedece principalmente a criterios estéticos y en menor medida funcionales. Es importante tener en cuenta que la distribución de los ambientes de oficina está relacionada de forma estrecha con la productividad y la eficiencia de las personas que se desempeñan dentro de ella.

La forma en que se ha montado una oficina, sus muebles, la elección de colores, la iluminación, la distribución del espacio e incluso las imágenes y estilo de decoración influyen en las emociones de quienes las utilizan o visitan. Por ese motivo, a veces entramos en una oficina y nos dan ganas de quedarnos más tiempo mientras que de otras queremos huir sin poder explicar la razón. Por ello, resaltamos que el diseño es muy importante porque mejorará o perjudicará la calidad de vida y del trabajo.

El diseño y la distribución del mobiliario de oficina influyen directamente en la salud, el bienestar, la productividad, la moral y la cultura general de los trabajadores de una empresa, por lo que debes tener en cuenta algunos criterios generales.

Existen diversos factores que inciden en el rendimiento del personal, te recomendamos los principales a considerar:

  • Distribución del mobiliario en el espacio de oficina: Aspectos importantes como el diseño arquitectónico, la iluminación, los muebles o incluso la organización del escritorio son esenciales para el desempeño de las diversas funciones de trabajo que cada empleado lleva a cabo a diario. Así mismo la integración del trabajo entre equipos y áreas se puede lograr con mayor facilidad con una correcta distribución del espacio y mobiliario. En una siguiente entrega te daremos tips específicos en este sentido.
  • El espacio de trabajo individual: el orden y organización de cada escritorio es crucial para un desempeño individual productivo. Es importante mantener el espacio despejado, archivado y clasificando toda la documentación, así como tener las cosas importantes a mano.
  • La ergonomía: si invertimos en muebles diseñados para mejorar las condiciones en las que se realizan las actividades cotidianas en el lugar de trabajo, de seguro que los colaboradores se sentirán más motivados y saludables para rendir al máximo. Un escritorio o una silla ergonómica reducen las incidencias de lesiones, facilitan el trabajo y reducen la fatiga.
  • Color e iluminación: Los colores e iluminación crean ambientes. Colores claros y espacios iluminados garantizan una mejor atención y concentración en las funciones del día a día.

Si tomas en cuenta estos consejos para la distribución del mobiliario de oficina y su correcta instalación dentro del espacio de trabajo de cada empleado, se perciben efectos positivos en la productividad del equipo. Además, estos beneficios se percibirán a largo plazo.

Con toda esta información ahora puedes analizar tu oficina observa tu oficina y pensar en qué cambios serán ideales para el equipo y mejorar su rendimiento. En ATLANTIDA te ofrecemos asesoramiento especializado para que puedas sacar el mejor provecho de tu espacio de trabajo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *